Lunes, 12 Noviembre 2012 15:25

LASRS VON TRIER CON FILM CAOTICO EN CANNES DIO ASCO,PERO HUBO ALIVIO CON KEN LOHACH Y CANTONA

En info anterior habíamos comentado el film filipino de Brillante Mendoza Kinatay como superviolento por el corte de la prosti casi en fetas con un hacha, repartiendo luego los pedazos de su cuerpo en una ruta, impresionandonos muy mal.Pero este lunes se conoció en competencia por la palma de oro el film Anticristo del director Lars Von Trier,quien trae una confusa historia de una pareja que nada tiene que ver con el título que le puso y que protagonizan William Dafoe y Charlotte Gainsburg.El sexo entre ambos llega al extremo de la violencia en que ella le taladra una pierna a el y ellla su vez se corta el clitoris con una gran tijera.Entre otras cosas del pene del protagonista mana sangre en lugar de semen, suponiéndose que no es el real del actor.Si el film de Brillante Mendoza impresiono mal esta vista del renombrado dinamarqués impresiona peor.Vale destacar que al terminar la exhibición en la sala Louis Lumiere, la mayoria de las mujeres presentes sa lían tapandose de asco la boca y la nariz, gesto que se producía en las feminas durante todo el desarrollo de la peli ,además de conseguir al final solo tibios aplausos la que más que bizarra, aberrante,

Más festiva en cambio fue la nueva comedia del histórico Kean Loach, quien con el titulo Looking for Eric, enfrento a Eric Cantoná real con el de la ficción interpretado por Steve Evets.La historia muestra a lo largo de su desarrollo los mejores goles del gran jugador en el Manchester United.El fuerte carácter del idolo futbolístico y su relación familiar, en especial con sus hijos.Ken Loach demuestra que también puede hacer este cine doméstico y biográfico, además del fuerte que presentó hasta no hace mucho referido a temas históricos y sociales bastante controvertidos.También en la sala Louis Lumiere se presentó este film, cuyo escenario espera para este martes las imágenes del nuevo film de Pedro Almodovar con el título de Los abrazos rotos.
Luis Pedro Toni,Cannes ,via NEC