Lunes, 12 Noviembre 2012 15:25

Falleció Cacho Carcavallo, denostado y querido en el ambiente

Despedido por numerosas instiuciones culturales del país, entre ellas el Fondo Nacional de las Artes, fueron sepultados los restos del empresario teatral Francisco Cacho Carcavallo, quien fuera secretario de Cultura de la Municipalidad, y subsecretario de cultura en la provincia de Buenos Aires, durante gobiernos militares. Hijo de Pascual Carcavallo, otro gran empresario teatral con gran olfato comercial, fundador del teatro Alvear, en los últimos años se dedicó a trabajar en producciones independientes de teatro en Buenos Aires, además de dedicarse a la pintura. Integró la comisión de la organización Proteatro, pero de la misma no hace mucho fue destituído por haber sido miembro de gobiernos militares. Esto lo puso muy triste en los ultimos años de su vida, pasados ya los 80 años. De un acta de la entidad cuando le pidieron la renuncia de Proteatro, en septiembre de 2008, extractamos un resumen de la situación.

"Finalmente, en el día de hoy, el directorio de Proteatro se ha reunido en pleno, con Francisco Carcavallo presente, y luego de inquirir al mismo sobre las denuncias recibidas y de obtener respuestas ratificatorias del mismo Carcavallo a propósito de su participación en el gobierno de la Provincia de Buenos Aires en tiempos del putamente llamado Proceso de Reorganización Nacional, hemos solicitado y obtenido su renuncia verbal y el alejamiento inmediato de la mesa de reuniones del directorio de Proteatro.

Francisco Carcavallo es una persona directamente designada por la Asociación de Empresarios Teatrales, sin ingreso por concurso, y les cabe a ellos solucionar el reemplazo de tal representante en el directorio de Proteatro. Nuestro accionar fue rápido y unánime. Aplicamos al caso, junto con el director ejecutivo (Onofre Lovero) y el director administrativo (Fernando Salvati), un procedimiento absolutamente democrático y comprometido con el estado de derecho. Frente a frente y cara a cara. No nos fuimos; solicitamos que se vaya a aquel que no le correspondía ocupar un lugar en el directorio. Otorgamos al Sr. Francisco Carcavallo el derecho a réplica y el derecho a conocer nuestra determinación como directorio representativo de la comunidad teatral de Buenos Aires.

Esta es una comunicación personal; todo otro detalle institucional será comunicado por Proteatro institucionalmente.Esta es una comunicación personal; todo otro detalle institucional será comunicado por Proteatro institucionalmente."

Finalmente la historia que achica y agranda heridas, según el acomodamioento verdadero de los hechos, dirá la verdad sobre Cacho Carcavallo y sus intervenciones como funcionario cultural de los gobiernos de Lanusse y Saint Jean, muy querido en el ambiente teatral poteño de antes y después de los gobiernos dictatoriales.